Ir al contenido principal

PASEOS POR EL MADRID TAURINO. CHAMBERÍ (II)

Domingo Ortega ejerció de puente entre dos épocas diferentes. La edad de plata en la que los grandes toreros de la época se encontraron con unos toros criados por ganaderos libres de la presión de una gran figura que les fuerce a achicar el toro; y la postguerra, donde la necesidad de dar espectáculos impone una menor edad y tamaño del animal.

Domingo Ortega, torero de dominio

El achique del ganado pasará de necesidad a costumbre y de costumbre a abuso. Ambas épocas las atravesará el diestro toledano apoyado en un mismo concepto: el dominio. El dominio del toro y la profundidad de las suertes son los conceptos sobre los que gira el arte de torear.
Domingo Ortega por Ignacio Zuloaga

Cerca del domicilio de Domingo Ortega, en la calle Eduardo Dato, a la que antiguos vecinos siguen refiriéndose con el castizo y bonito nombre de Paseo del Cisne, se estableció la sede de la Unión de Criadores de Toros de Lidia en un bello edificio de esquina. Esta sede  fue la continuadora de otra anterior que estuvo en la calle de la Santísima Trinidad, también del barrio, pues parece como si hubiera un gusto por la zona, seguramente debido a su buena ubicación y amplitud, pues no en vano Chamberí es uno de los barrios del ensanche madrileño, que da carácter y empaque a la ciudad.


Toros de lidia

Casi enfrente del edificio de la Unión, también en el Paseo del Cisne, está la iglesia de San Fermín de los Navarros, donde tienen la costumbre de juntarse a celebrar el comienzo de las fiestas de San Fermín, si bien para este recuerdo se conforman a celebrarlo, además de con los oficios religiosos propios del sitio, con pinchos de chistorra y vasos de vino, sin animarse, todavía, a soltar alguno toro para un encierro por las calles del barrio.
Chupinazo en Chamberí

El paseo del Cisne empieza en la plaza de Chamberí,  fea e incómoda plaza que no hace honor al barrio, pero en la que se encuentra la Junta Municipal de distrito de la que fuera concejal-presidente el propio Luis Mazzantini el gran torero del cambio de siglo XIX al XX que luego fue político.
El torero Luis Mazzantini, empresario y político

En el edificio de la derecha de la foto,
Santa Engracia esquina a la Plaza de Chamberí,
estaba el estudio del fotógrafo Alfonso

En la misma plaza de Chamberí se encontraba el estudio del fotógrafo Alfonso, como lo indicaba un gran rótulo colocado en la azotea del edificio modernista que lo albergaba. Alfonso es autor de algunas de las mejores instantáneas de la fiesta de los toros. Además intentó ser torero alentado por el mismo Gaona, pero tras su debut en un festival en Vista Alegre, se retiró de inmediato viendo que tenía mejores condiciones para la fotografía, que además tenía menos peligro aunque no estuviera exenta de él, pues Alfonso fue reportero en la guerra de África de 1921.
La mortal cogida de Granero 
captada por Alfonso Sánchez García




Marruecos, Monte Arruit, 1921




(Cont.)

Comentarios

Entradas populares de este blog

EL JULI DA EL TOPE DE SU TOREO EN MADRID

El Juli dio la medida del tope de su toreo con el quinto de La Quinta. Un toro que nunca se negó a embestir, si bien nunca fue claro, una faena de consentir al toro, aguantarle y tirar con suavidad para conseguir que siguiera la muleta en largos naturales en redondo. Gañafote-47 el toro de La Quinta con el que triunfó El Juli en Madrid, bien picado en dos varas por Barroso La mayoría de las grandes faenas de los toreros que no son de los denominados artistas se han hecho con toros ásperos, pues ahí es donde brillan sus cualidades. Eso no es ninguna novedad, la novedad es que lo hiciera El Juli quien siempre en Madrid se ha contentado con anunciarse con toros sin interés y cuando le ha salido un toro díscolo ha tirado por la calle del medio del dominio sin rematar con prestancia. Lo importante no es solo la colocación,  sino lo adecuado para tener el toro en la mano En su primer toro demostró que su toreo está falto de calidad expresiva para brillar con un toro noble. Con el toro si

TOREÓ COMO DICEN QUE NO SE PUEDE TOREAR. HOMENAJE A FERNANDO ROBLEÑO EN LA TERTULIA DE JORDÁN

Fernando Robleño es un torero para aficionados y  ha firmado en Madrid con el toro Camionero de José Escolar el 18 de septiembre, una faena con riesgo y belleza, pureza y enjundia, para muchos de los que la vieron, la mejor faena de la temporada ante poco más de 3.000 espectadores (5.658 según las cuentas de la empresa, que incluyen todos los abonados de temporada asistan o no). Homenaje de la Tertulia de Jordán a Fernando Robleño La Tertulia de Jordán hemos invitado, por segunda vez, a Fernando Robleño como homenaje a dicha faena y a su trayectoria. Sus anhelos, decepciones, ilusiones, esperanzas y temores ya los desgranó en enero de 2019, 47ª Tertulia de Jordán , cuando esperaba que su gran faena al toro Navarro de Valdellán, le abriera puertas que han estado tradicionalmente cerradas para él. La temporada 2019 sólo le trajo más contratos en Las Ventas, donde se anunció hasta 5 tardes, además de su inclusión en Pamplona. Tras la pandemia cesó la repercusión de la faena. Robleño c

LA SUERTE DE VARAS HACE AFLORAR LA BRAVURA. ANTONIO PURROY EN LA TERTULIA DE JORDÁN

Catedrático de Producción animal de la Universidad Pública de Navarra, el toro bravo y todo lo que le rodea, está en su interés profesional y personal. La ola animalista con sus aristas teóricas, económicas y sociales son objeto de su atención, al igual que los procesos de selección de la bravura en los últimos siglos.  Animador de las Jornadas sobre el ganado de lidia y la Tauromaquia, en la Universidad Pública de Navarra, que van por la XI edición y que son un foro de análisis imprescindible para entender el toro bravo y su evolución. Antonio Purroy en la Tertulia de Jordán Gran conversador, a lo largo de la Tertulia salen diversos temas relacionados con la situación actual de la Tauromaquia, aunque ciñéndonos a los temas que han dirigido su actuación profesional y pública expresó su optimismo ante la atenuación de la ola animalista que cree que ha tocado techo, pues detecta una fatiga social ante las demandas animalistas. El crecimiento del movimiento antiespecista, término acuñad